14 diciembre 2005

Sobre la mejora continua

Hoy me he frustrado mucho con un amigo y me he confirmado en la idea de que la mejora continua es necesaria en todos los sectores. Además en una pyme es de vital importancia, ya que es su única baza ante las economías de escala de las grandes empresas.

Su negocio es una imprenta familiar. Tenía que imprimir unas invitaciones personalizadas y le eché una mano para montarlas tirando de una hoja de cálculo como base de datos y con un informe del OpenOffice.org. Era una cosa que nunca había hecho y que me apetecía hacer, además les debo algunas impresiones y esto lo hacía por trueque y por amistad.

Su equipo es un mac con muchos años a sus espaldas que tarda mas de media hora en arrancar, apenas tira del openoffice (el neoffice creo que se llama la versión cocoa) y que tira del freehand y del photoshop a base de tiempo y costumbre. Al final he tardado mas de cinco horas en hacer una cosa que en un equipo "normal" habría tardado apenas una hora. No le he mordido porque me he ido a tiempo. El trabajo se lo he terminado en 10 minutos en mi casa y así me he ahorrado otras dos horas frustrantes y de mala leche.

Lo que mi amigo, aferrado a su inercia y la costumbre no entiende es que esta perdiendo productividad. Y que eso le hace perder clientes. Los clientes de las imprentas actuales no son los mismos de hace unos años. Ahora casi todos tienen una formación tecnológica tan avanzada como la suya y quieren influir en el diseño y para eso tienes que hacerle pruebas e incluso diseñar su papelería junto a él.

El tiempo de las tiradas largas de imprenta está casi por desaparecer. Además ellos tienen mucha competencia local y pronto por parte de la impresión digital (incluso por Internet). No hay problema, el negocio se ha diversificado. Ahora hasta los particulares se pasan por la imprenta con algún trabajillo. Pero para poder atenderlos hace falta productividad y flexibilidad, cosa que no te da una mierda de equipo que se ha quedado obsoleto hace cuatro años y que se arrastra miserablemente. El no lo entiende y me mira con cara de "pobrecillo que sabrá él".

Su socio si lo entiende: esta falta de mejora y productividad es un cuello de botella para las máquinas de impresión; mas dinero perdido. Y está haciéndoles perder clientes en caída libre; y el futuro con ellos.

Tengo otros amigos en el mismo sector, y están a tope de trabajo y tienen unos buenos beneficios. La diferencia es que invierten en el área de diseño.

Tienen un buen equipo y un monitor adecuado para no dejarte los ojos y ser productivo. De hecho ahora lo va a cambiar por uno mejor y ese lo pasa a un aprendiz. Ha sabido adaptarse a los tiempos y satisfacer a sus clientes mejorando sus conocimientos e infraestructura en el área de diseño. Hasta se permite el lujo de cobrar su tiempo de diseño. Ningún cliente se lo discute, valoran más que les envíe pruebas antes de imprimir, que le hagan los cambios que le solicitan y que son rápidos. Lo valoran y están de acuerdo en pagar un poco más por ello. Como mi otro amigo no aprenda pronto eso mismo no tardará en estar fuera del mercado. Su competencia está reaccionando a los cambios del mercado mejorando continuamente, no es tan complaciente y fósil como él.

De hecho si ahora mismo tuviera la oportunidad de canalizar algún trabajillo de imprenta tendría mis dudas en pasárselo a ellos. Podrían dejarme tocado ante algún cliente. Y todo por culpa de no invertir unos miles de euros en mejorar sus conocimientos y su productividad...

Perdonen lo atropellado y el tono de la entrada, pero es tarde y todavía me duele el cuello de la frustración.

4 Comments:

Blogger Telémaco said...

Cuando se adquirieron los equipos se estaba haciendo una inversión que se pensaba amortizar en un tiempo por el incremento de ventas. El problema es que al ritmo que quedan obsoletos los equipos hoy en día, habría que reponerlos antes de amortizarlos.

Pero como tú dices, se produce una paradoja, porque por esperar a amortizarlo se pierden ventas, que es mucho más grave.

14/12/05 10:06  
Blogger LibertaCom said...

El caso es que el equipo está sobradamente amortizado. No se trata de eso, el tema es que el tipo está acomodado a la rutina de ese equipo, de echo es incapaz de amadirle el nuevo ratón con varios botones y bola de control de los apple. Y eso solo le supondría un aumento de productividad del 50%.

14/12/05 17:59  
Anonymous Jaizki said...

Me temo que, por desgracia, esa actitud es bastante habitual. Y el mercado tiene su propia selección natural, el que no se adapta desaparece.

Cada día cierran cientos de tiendas por todo el país, según muchos la culpa es de las grandes superficies, pero otras tiendas venden cada día más. El problema de fondo, inadaptación a las condiciones cambiantes del mercado. O cambias con él, o desapareces.

No todo el mundo vale para ser pequeño empresario. En una empresa unipersonal o casi, son imprescindibles las cuatro características que comentaste en mi blog: flexibilidad, responsabilidad, implicación y capacidad crítica.

14/12/05 19:42  
Blogger LibertaCom said...

La verdad es que soy un calentorro con estos temas ;)
Hoy he ido a hacerle una visita a mis otros amigos con imprenta. Joder no hay color, me he arrepentido de no llevar la cámara de fotos. Tengo que volver y voy a aprovechar para hacerle unas fotos y luego poner otras del otro puesto de trabajo. Me parece que puede ilustrar perfectamente las dos formas enfrentadas de plantearse un pequeño negocio.
De hecho ambas son dos negocios familiares que empezaron con dos miembros, sin embargo una ha crecido y tiene tres "operarios" más y la otra sigue con los dos socios. Una ha diversificado su negocio de forma muy atractiva y la otra sigue haciendo lo de toda la vida pero cada vez con menos volumen.
Me tienen cabreado, yo por si sirve de algo les he propuesto un plan para salir de su parálisis y seguiré dándoles la lata. Lo mismo al final terminan odiándome pero... al menos es una consultoría que no les cobro.

14/12/05 21:45  

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home